Juzgando la forma de criar a nuestros hijos

Antes de que naciera mi pequeña, veía de una forma muy diferente la forma de criar a los niños, me compré una cuna, un carro,… y mil trastos que al final se gastan lo más mínimo o ni eso.

Cuando nació la peque, la revolución de hormonas me hizo cambiar la forma de ver la crianza. Tenía una necesidad tremenda de llevarla siempre en brazos, de que durmiera conmigo y que cada vez que necesitara succionar no fuera un chupete sino el pecho. La cuna la tengo de adorno y a la peque la llevaba en fular hasta los 6 meses y ahora ya con una mochila ergonómica, de la que estoy pendiente de haceros una entrada.

canguritos3

Como soy muy curiosa, en los ratitos que me dejaba la peque, me puse a buscar por internet y lo que mi instinto me decía que hiciera, ¡tenia nombre! la crianza con apego. Desde ese momento, vi que no estaba sola, no era la única en el mundo, ni un extraterrestre, porque mi entorno me lo hacia sentir así y lo siguen haciendo.

Un aluvión de criticas en mi alrededor que muchas veces me hacen dudar si lo estoy haciendo bien. Los primeros días todos diciéndome que la iba a mal acostumbrar por tenerla siempre en brazos. Después, vinieron los que me dijeron que no la dejo nunca llorar porque a la primera que me reclama la cojo. Y ahora… ahora que se ha hecho más grande y hemos decido que se alimente ella solita y lo que necesite, lo que todos conocemos como blw, pues también me siento bombardeada por todos lados y si añado que quiero que no coma azúcar  ni sal y que sea ecológico, ya me miran como si fuera una loca.

Ayer, en una comida familiar, en la que solo le di el pecho, porque con tanta gente se distrae mucho y no come, cuando llegó el postre, vino la discusión. Sacaron helados llenos de colorantes, azucares y aditivos mil. Todos los niños con su helado (pero yo nunca digo nada, cada uno que alimente a sus hijos como quiera) y como sobraba uno, se acercaron a mi y le dijeron a mi hija, mira un helado, esta muy bueno, pero tu no puedes comer porque tu madre no te deja (me cabreé un montón, hice oídos sordos y no dije nada) pero después mi madre que es muy simpática cuando quiere (ironía) añadió, que el día que yo me deje a la niña en su casa, le llevaré una hoja llena de cosas apuntadas de como lo tiene que hacer todo, comida ecológica, nada de azúcar ni sal, no le des bollería, no la laves con jabones químicos,…. y empezaron a meterse en mi vida y al final estallé. No dije nada malo, pero me puse a gritar a los cuatro vientos que cada uno cría a sus hijos como le da la gana y que si me tengo que poner yo a criticar lo que hacen ellos con sus hijos, no acabaríamos en una semana. Me fui a casa muy disgustada por haber gritado y me sentía mal por parecer un bicho raro.

junio-2013-helados

Con todo esto, os quiero decir que seáis mamas fuertes y conscientes de lo que queréis hacer y que nadie ni nada os haga cambiar de opinión. Haced siempre lo que creáis que es mejor para vuestros hijos y nunca nunca os dejéis llevar por nadie, sed vosotras mismas, mamas únicas, irrepetibles e inigualables. Ánimo a todas!!

PD. Se me olvidaba, me preguntan muchas veces, ¿Qué tu hija no bebe? y les respondo siempre que por supuesto, bebe de la fuente, de la fuente de su madre 😉

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s